‘amor50’

Comer salmón puede ser una fiesta

La receta de pastel de salmón de hoy es un homenaje a todas las futuras madres; por el valor que tienen afrontando la maternidad, trabajando como si todo fuese normal, a pesar de las dificultades que esto entraña.

Bueno ahí vamos; lo primero es indicar los ingredientes y cantidades que necesitamos, en este caso pongo las cantidades que voy a utilizar en el mío, que es para 7 personas, que somos los que estaremos el domingo en casa porque celebramos  mi santo.

Receta de pastel de salmón

Ingredientes para nuestra receta de pastel de salmón:

  • 500 gramos de pescado blanco
  • 300 gramos de salmón natural
  • 300 gramos de salmón ahumado que este cortado en láminas finas
  • Tomate frito de 6 a 8 cucharadas
  • Un vaso chiquitito de nata liquida light
  • 1 cebolla pequeña, granos de pimienta, dos dientes de ajo y unas hojas de laurel.
  • Gelatina neutra un paquete que tiene 12 láminas
  • Pepinillos
  • 3 huevos cocidos
  • Berros , rúcula y 6 tomates cherrys
  • Aceite de Oliva

Ponemos en una cazuela el pescado blanco y el salmón, los cubrimos con agua fría, añadimos sal, la cebolla entera, el ajo, dos hojas de laurel, unos granitos de pimienta y un chorrito de aceite.

Vamos a cocer el pescado blanco y el salmón

Todo junto, unos 4 minutos aproximadamente a fuego fuerte, yo utilizo unos medallones congelados de merluza que hay en Mercadona y  que salen finísimos. No lo cocemos más tiempo porque se seca muchísimo.

Una vez frío desmenuzamos el pescado y quitamos todas las espinas.

Por cierto, guardar el caldo de cocer el pescado nos servirá para preparar una buena paella, una sopa de marisco o incluso unas patatas.

En un bol ponemos el pescado desmenuzado, añadimos las 6 u 8 cucharadas de tomate frito (depende de lo que nos guste el tomate frito) y la nata ; batimos para que nos quede una mezcla cremosa.

Cogemos el molde de silicona, lo forramos con papel transparente, de tal manera que el papel sobresalga por los bordes, para ello pondremos varias tiras de papel de plástico a lo ancho del molde.

pastel de salmon
Mis lonchas de salmón ahumado están preparadas

A continuación vamos colocando las lonchas de salmón ahumado, tanto en el fondo como en los laterales, de tal manera que nos quede el molde bien forrado.

Ponemos las láminas de gelatina a remojar en agua fría el tiempo que haga falta hasta que se hinchen y después las dejamos escurriendo.

Mientras tanto, en un vasito pequeño calentamos agua en el microondas durante 2 minutos a potencia máxima. Sacamos el vaso de agua y le añadimos las láminas de gelatina escurrida, removemos bien.

Cuando esté bien disuelta la gelatina la añadimos a nuestra mezcla de pescados; mezclamos bien para que se impregne toda ella.

Colocamos nuestra mezcla en el molde, tapamos con el papel transparente y lo metemos en el frigorífico de un día para otro.

Y ahora solo nos queda emplatarlo.

Para ello levantamos el papel transparente, ponemos el molde boca abajo sobre una fuente y lo retiramos fácilmente sujetando el film transparente.

receta pastel de salmón
Pastel de salmón, sano y delicioso.

¿Cómo decoro mi receta de pastel de salmón?

Adoro los encurtidos; además creo que son la pareja perfecta para el salmón ahumado. Cogemos pepinillos pequeños, los cortamos en láminas a lo largo sin terminarlas y los abrimos como si fuese un abanico.

Separo las yemas de las claras en los huevos cocidos y, con un prensador de ajos, prenso por separado ambos y los voy alternando a lo largo del pastel.

En los laterales de la fuente colocamos los berros y rúcula que previamente habremos aliñado con aceite, vinagre y sal y colocamos también los tomatitos cherrys partidos por la mitad por encima de los berros y rúcula.

¿Qué os parece?

Es increíble la variedad que podemos conseguir con este pastel; podemos sustituir el salmón por trucha, la merluza por emperador o atún, etc.  Lo importante de la cocina es que la receta la interprete nuestra mente y nuestro gusto.

Fijaros que también  admite cualquier decoración, huevas de mújol, aceitunas laminadas, alguna nuez, unos espárragos verdes, etc.

Recordar que el pescado es una fuente de proteínas y, en el caso del pescado azul, además una fuente de ácidos grasos Omega 3. Además al combinarlo con el huevo también obtendremos más proteínas ideales para la recuperación muscular después del entrenamiento. 

Una vez me contaron que si durante 15 días nos alimentáramos solo de salmón, la piel  experimentaría un cambio espectacular por la cantidad de Omega 3 que lleva este pescado y además como es de piscifactoria no representa ningún problema para los que sufrimos o hemos sufrido del terrible anisakis.

No olvidéis  que la vejez se inicia cuando nos levantamos sin metas y nos acostamos sin esperanzas, así que vamos a fijarnos metas y acostarnos con la esperanza de que vamos a conseguirlas.

Os espero la semana que viene con nuevas recetas y nuevas historias.

Ser felices, os lo merecéis, os quiero.

Maite
Maite Martín apasionada de la cocina y Babú.
No hay comentarios
Dejar una respuesta

Tu dirección de email no será publicada.

Puedes usar estas etiquetas y atributos de HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Sobre nosotros

Babú Magazine es la primera revista online para los mayores de 50

Archivos
Categorías