Los “deberías” de los protectores solares después de los 50

Llevo casi un mes viviendo cerca del mar, en mi cuarto de baño tengo protectores solares, en mi capazo vuelvo a tenerlos y en mi bolso nunca me falta un protector facial SPF50.

Tenerlos los tengo, pero si soy sincera debería activar las alarmas del móvil cada cuatro horas, para recordarme que debo renovarlos; debería no olvidarme el sombrero, ni las gafas de sol, elegir la sombra y, aún así no estaría a salvo.

El sol cada vez pega más fuerte y nosotros cada vez tenemos más obligaciones con él, una disciplina que deberíamos cumplir pero … no sé yo si lo hacemos. Lo observo mucho en la playa, cuando veo cuerpos a la horizontal absorbiendo rayos con cara de felicidad, contentos con la gama del color naranja en su piel, deseosos de pasar al nivel superior quemado anaranjado, renovar no renuevan mucho. Deberían.

Una vez leí que el único producto de belleza que deberíamos llevar a una isla desierta es el protector solar … yo pediría además una buena hidratante y muchísima agua. Porque la protección solar necesita un buen equipo para que los resultados sean buenos, sola sola … no puede.

A medio camino entre una mousse y una crema,SVR Sun Secure Blur SPF 50, entre tratamiento solar y base de maquillaje, resulta ideal para todas aquellas y aquellos que desean tener una tez perfecta, mate, alisada y unificada, incluso bajo el sol. (18,90€)
A medio camino entre una mousse y una crema. SVR Sun Secure Blur SPF 50, entre un tratamiento solar y base de maquillaje, resulta ideal para todas aquellas y aquellos que desean tener una tez perfecta, mate, alisada y unificada, incluso bajo el sol. Para todo tipo de pieles hipersensibles al sol. (18,90€). A la venta en Farmacias y Parafarmacias.

La piel tiene memoria, nosotros vamos perdiéndola después de los 50 y resulta que la piel se acuerda de cada “un olvido lo tiene cualquiera”. Nuestra juventud de “quiero estar morena y cuanto más mejor”, usábamos crema de la vaca, aquella caja roja era grasa pura sin protección alguna; nos entregábamos con mucha facilidad a las camas de rayos UVA que tanto mal hicieron, pero que nos encantaban; diez minutos en aquellas sandwicheras mientras oíamos música… de aquello, la piel se acuerda y mucho.

Consejos sabios nos dan, tomar el sol a primera hora, evitarlo de 12 a 16 horas, que es justo cuando llegas a la playa o a la piscina y seguramente  para las 4 ya estás recogiendo; moverse, moverse mucho… pasear, coger la bici, las palas, la pelota, pero una vez en la hamaca, en la toalla ¿quién tiene ganas de moverse si no es para pasar la hoja del libro, o cambiar de posición? Deberíamos movernos

Alimentarse sano, conocemos las propiedades de los alimentos que contienen betacaroteno  albaricoques, zanahorias … activan la melanina y prolongan el bronceado, deberíamos comerlos.

Los protectores solares corporales de Estée Lauder(Bronze Goddess SPF30 (29€), de Galénic Soins Soleil ultra ligero (26,50 €). Una leche fluida de Clarins Spray Solaire SPF50+ (31,50€) y en spray transparente Repaskin de Sesderma(27,45€) son perfectos para protegerte del sol después de los 50.
Los protectores solares corporales de Estée Lauder “Bronze Goddess SPF30” (29€), de Galénic “Soins Soleil” ultra ligero (26,50 €). Una leche fluida de Clarins “Spray Solaire SPF50+ (31,50€) y en spray transparente Repaskin de Sesderma (27,45€) son perfectos para protegerte del sol después de los 50.

 

Lo mejor es la sombra, pero ahí tampoco estamos a salvo del poder solar; yo busco la sombra como si fuera petróleo y estoy morena. Deberíamos usar el protector solar igual que si estuviéramos a pleno sol. En mi opinión la mejor hora para ir a la playa es sobre las 6 de la tarde cuando parece que el sol se ha cansado de quemar, baja la temperatura y suele acompañarte un pintoresco atardecer, perfecto para subirlo a Instagram.

Sabemos que el bronceado no dura, en cuanto vuelves a la oficina ¡adiós moreno¡ .Y es que el moreno necesita mantenimiento: exfoliar la piel sin abusar, con una vez por semana a mí me resulta suficiente y después… no cansarte de hidratar por dentro y por fuera; si el agua te aburre añádele una rodajita de limón, el vaso parece otro y la crema de cuerpo no la abandones, si la aplicar mañana y noche es mano de santo. Deberías usarla.

Terracota Sunless es la primera bruma autobronceadora para cara y cuerpo progresiva, con activos hidratantes que no resecan la piel, con aroma a flor de Tiaré. (32,50€)
De Guerlain : Terracota Sunless es la primera bruma autobronceadora para cara y cuerpo progresiva, con activos hidratantes que no resecan la piel, su aroma a flor de Tiaré es delicioso. (32,50€). Terracotta Sun Serum, para quienes quieren activar, intensificar y prolongar su halo de verano durante todo el año. Su formulación Tan Booster estimula la producción de melanina. Su fórmula alisadora hidrata y suaviza la piel, la ilumina, para conseguirlo basta mezclar unas gotas de serum con tu hidratante habitual. (48€)

El autobronceador es un buen truco, y una gran ayuda, siempre que lo apliques poco a poco, lo distribuyas bien y no olvides exfoliarte antes e hidratarte después, sino tu piel corre el riesgo de adquirir un aire camuflaje en su versión tostada. Deberías utilizar uno de calidad y tener paciencia al aplicarlo.

Esto no parecen parecen vacaciones sino una lista de obligaciones, he tenido mucho cuidado en no utilizar “el tienes que”, sino el “deberías” (una bonita manera de sugerir que es por nuestro bien); con calor yo misma reconozco que da pereza; que por más que sepamos (porque saber nos lo sabemos de memoria) no nos ponemos a ello. Deberíamos.

Así que ánimo chicas … exfoliación, hidratación, protección, renovación… ponte el protector solar y pónselo al que tengas al lado, que seguramente le dará pereza. Después de los 50, deberíamos.

 

Delia Rubio

También te puede interesar: Disfruta cuidándote a los 50

 

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de email no será publicada.

Puedes usar estas etiquetas y atributos de HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>